Cinco ideas para engreírte en casa



Desde que nos convertimos en mamás nuestras vidas cambian por completo y los días se vuelven más ocupados y agotadores. Ya sea que trabajes en una oficina o en tu casa cuidando a tus pequeños, el tiempo queda corto y casi siempre nos olvidamos de nosotras.

Hace poco me di cuenta de lo importante que es dedicarnos un poco de tiempo a nosotras mismas, hacer lo que más nos gusta y, por qué no, engreírnos un poco. Una caminata al aire libre, un café o un par de horas en la peluquería harán la diferencia.

Pero, ¿qué pasa si tus hijos son muy chiquitos y no quieres dejarlos aún al cuidado de otra persona? ¿O si no tienes con quién dejarlos? Es muy simple: dedicas un poco de tiempo para ti en la comodidad de tu casa.

Hoy les traigo cinco ideas que me funcionan muy bien cuando quiero un poco de tiempo para mí, aprovechando mientras Julieta juega con su papá o duerme. ¡Espero que las pongan en práctica y las disfruten tanto como yo!

  1. Pintar. ¡Nada más relajante para mí que pintar mandalas o algún libro para colorear! Los libros de Johanna Basford (El Jardín Secreto, El Bosque Encantado y el Océano Perdido) son mis favoritos.





  1. Planificar el día o semana que viene. Parece mentira pero es una de las cosas que más me gusta hacer y que me relaja. Sólo bastan 10 o 15 minutos con mi agenda en la que no sólo me organizo, sino también aprovecho para decorar.




  1. Leer. Este es uno de las cosas que más disfruto hacer desde pequeña. Nada mejor que un buen libro para escapar un poco de la rutina. Les recomiendo un par que leí hace poco y que se robarán toda tu atención: La chica del tren de Paula Hawkins y La verdad sobre el caso Harry Quebert de Joël Dicker.




  1. Tejer, bordar, coser o hacer algo manual que te guste. En mi caso, aprendí a tejer a crochet hace poco y mi primer proyecto fue una chalina para Juli que le encantó.



Fuente: Google.com


  1. Hacerte una buena manicure o pedicure, un tratamiento para el cabello, una mascarilla facial o simplemente un relajante baño de burbujas.





¿Qué les pareció? Ya nos cuentan si ponen en práctica alguna de estas ideas.


¡Hasta la próxima!