Intensa - mente la película: Una lección para mí



Hace una semana nos fuimos a ver la nueva película de Pixar INTENSA-MENTE. Yo andaba un poco emocionada por verla porque, como muchas de ustedes también sentirán, una forma de ir al cine es ir a ver dibujos con nuestros peques y en mi caso, trato de buscar opciones que también sean educativas y nada de monstros y magia extraña. Esta película, me encantó y hasta me sacó algunas lágrimas y les diré porque a continuación.

Nuestras emociones aprenden junto con nosotros y todos tienen un papel muy importante
Existen 5 emociones. Alegría, Tristeza, Temor, Desagrado y Furia. Todos van madurando a la par con nuestros pequeños y todos son importantes en sus pequeñas vidas. Lo interesante aquí, es que en la película muestran que Tristeza no parece tener reconocimiento en la vida de Riley (personaje principal) porque solo trae momentos que a nosotras como mamás nos vuelven locas. Como que llore por todo! Porque como se habrán dado cuenta, a veces lloran porque no pueden alcanzar su mantita y gritan como si fuera el fin del mundo.
Sin embargo, Tristeza es aquella que permite que nos desahoguemos y una vez ya calmados podamos ver futuras soluciones y así continuar con la vida. Con esto aprendí que debo ser más paciente y comprensible con las emociones de mi pequeña porque ella está aprendiendo a entenderlos también. Y yo soy responsable de enseñarle a que está bien estar triste, a tener miedo, a molestarse y a disfrutar de la felicidad. Más adelante, ella será capaz de reconocerlos y a controlarlos mejor. 

Islas de la personalidad
Mis favoritas -Isla de la Familia,  De la Amistad, Y la de los Disparates. Estas islas nacen a partir de un recuerdo muy importante en la vida de nuestros pequeños. Me hizo caer en cuenta, que tan importante es la participación de los padres para tener un fuerte impacto en la vida de nuestros hijos y  más adelante quiero hablar un poquito más sobre este tema.
Cuántas de nosotras seguimos en contacto con nuestros amigos de la niñez. Yo! Hasta el día de hoy, me encuentro con mis amigos del colegio y me encantaría que mi hija pueda crear amistades para toda la vida y para ellos voy a tener que incentivarla que salga y juegue con ellos y cree las mejores memorias para que ella un día pueda sonreír recordándolas.
Y la más favorita de todas, la Isla de los Disparates. ¿Por qué? Porque me recuerda mucho a la hija que tengo. Tan alegre y llena de ocurrencias que nos hacen sonreír todos los días. Al ver a la pequeña Riley corriendo calata y moviendo los potitos, se me llenaron los ojos de lágrimas porque eso hace mi pequeña Naya cuando estamos a punto de bañarla. Es una etapa que disfruto mucho y trato de guardar esas imágenes en mi memoria para recordarlas por siempre.

 Bing Bong
Si has visto la película, sabes a quién me refiero. Bing Bong es el amigo imaginario de Riley. Hasta ahora, no he visto a Naya con uno, pero lo que pude aprender de esto es que ellos son muy importantes para la vida de nuestros pequeños porque permiten desarrollar la imaginación de nuestros hijitos. Pero no duran por siempre, Bing Bong es encontrado por Alegría y Tristeza en la memoria de largo plazo, lo cual significa que es tan solo un recuerdo para Riley. Pero Bing Bong cae en el Basurero Mental, donde termina desapareciendo completamente de la memoria de Riley. Lloré! Porque es verdad, hay cosas que mi hija olvidará para siempre y estas alguna vez han sido muy importantes en su vida. 

Las Islas de la personalidad son temporales
 Significa que las relaciones que tenemos con otros y hasta nuestros hobbies pueden cambiar. Es decir, nuestra relación familiar puede cambiar, la relación que tenemos con nuestros amigos se puede romper y hasta tener nuevo grupo de amigos y lo más triste, mi pequeña traviesa no me hará sus muecas y tendrá esas ocurrencias para siempre. 
Sin embargo, van a haber otras Islas que serán muy importantes en su vida. Tendrá otros hobbies que para nosotras nos parecerá que son terribles, pero recordemos, son temporales. Su Isla de la amistad posiblemente se expanda y se vuelva más fuerte porque van a comenzar a hacer otras actividades que les permitirá hacer amigos en varios lugares y la Isla de la Familia puede variar, porque si bien es cierto no tenemos la misma relación que teníamos como cuándo eran pequeños, van a haber otras cosas que nos pueden mantener unidos.

La familia es lo más importante
No veía el momento de llegar a este punto. Hay una parte en la que Riley huye de casa y termina arrepintiéndose y cuando llega a casa pide perdón por lo que hizo y admite que extraña mucho su anterior hogar, sus padres admiten que también es difícil para ellos y extrañan su antigua casa. Pero lo más importante es la forma en como manejan esta situación y hacen sentir a su hija que no está sola, que ellos van a estar ahí en todo momento, ya sea para celebrar o para llorar con ella. 
Como madre, esto me viene haciendo reflexionar. Mi hija no va a ser la misma siempre y habrá un punto en el que tendrá que enfrentar cambios que la afectaran emocionalmente como entrar a la secundaria o enamorarse por primera vez. Y yo como madre debo mantener la calma y ser sabia en cómo manejar estas situaciones.

Después de todo, como padres también estamos aprendiendo con ellos. Yo solo ruego por paciencia y mucho amor. Porque ahora ya siento que me quiero volver loca con una pequeña niña, no puedo imaginarme tener una adolescente con las hormonas revueltas. 
Por eso siento que esta película me ha hablado mucho. Me ha enseñado que nuestros hijos pasan por cambios y como padres también cambiamos junto con ellos. En el proceso debemos ser comprensibles y ser firmes en nuestras enseñanzas porque esos valores van a durar para siempre. Y lo más importante, pasar tiempo en familia y crear recuerdos inolvidables que fortalezcan nuestra relación, porque si bien es cierto, no siempre será la misma; como padres, debemos hacer lo mejor para mantener una buena relación con nuestros hijos y comencemos con dejar nuestras computadoras y celulares de lado cuando estemos con ellos y enfocarnos en lo que estamos haciendo, de esa forma nosotros podremos recordar con mayor claridad cuando ellos sean más grandes. 

A ti mami, ¿qué te pareció la película? ¿También sentiste que te habló como mami? Déjame tus comentarios.

Conmigo hasta la próxima, Bye bye girls!