Push present




Cuando estaba embarazada buscaba mil y un series que estuvieran relacionadas al tema del embarazo y los bebés.

En Francia había uno que se llama "Baby boom" en el cual filmaban los partos reales en los hospitales y entrevistaban a los papás y parteras que comentaban sus emociones después del parto. Se mostraba el lado real del parto. Ningún close-up ni nada por el estilo era más la llegada al hospital, el papá que no sabía qué hacer para ayudar, lo que hacían las mamás con epidural o sin epidural para avanzar el trabajo de parto y sobre todo la llegada del bebé y ese contacto piel con piel tan anhelado. Era súper emocionante y real... tanto así que avanzado mi embarazo deje de verlo luego de un capítulo en el que un bebé es llevado a emergencias porque no respiraba. Lograron reanimarlo y todo salió bien pero ese día yo no dejé de llorar.

Entonces, busqué también programas un poco más "ligeros" emocionalmente y que también tengan información sobre el embarazo. Encontré "Pregnant in heels". Un programa sobre una baby planner en Nueva York que atendía los deseos de las embarazadas más ricas de USA.

Era lo máximo, tenía su encuesta para ver que tanto sabían las futuras mamás sobre los cuidados de un recién nacido y revisaba las casas para verificar que todo sea seguro. Ayudaba con la decoración, daba un poco de información sobre lactancia materna, ayudaba a preparar a las mascotas para la llegada del bebé, etc etc. Todo lo que quisieran los clientes, ella lo hacía.

En un capítulo, hablaron del "push present". Y me pareció tan genial que se lo comenté a mi esposo.

El concepto es darle un regalo a la futura mamá luego de haber "pujado" (cesáreas también valen) y dar a luz. Una especie de premio, recompensa, reconocimiento por todo el esfuerzo que trae consigo traer al mundo una nueva vida.

No hay momento fijo para dar el regalo. Puede ser durante el embarazo o después de dar a luz. En mi caso fue después de dar a luz. Cuando ya estábamos tranquilos y contemplando a la princesa me dio un brazalete con el nombre de nuestra hija grabado. Desde ese día no me saco por nada del mundo ese brazalete.


 Hay varias ideas:

- collares grabados con nombres o iniciales
- un día en el spa (antes de dar a luz en un lugar especializado para gestantes)
- una cena hecha por él
- flores junto con la primera foto del nuevo integrante de la familia
...en fin cualquier detalle que los esposos deseen tener con una.

Vamos que el premio en si es traer al mundo a ese pequeño que estuvo en el vientre 9 meses pero es lindo poder conmemorar esa fecha, ese hito que nos convierte en padres, en 3, en 4...en familia.

Ahora que se viene el día de la madre, recuerdo con mucho cariño ese 22 de marzo que di a luz cuando miro mi muñeca y juego con mi brazalete. Fue en cierta manera, mi primer regalo como madre y le agradeceré siempre a mi esposo haber pensado no solo en nuestra hija sino también en ese detalle para mí.

Y gracias también a esa serie que le dio la idea de pensar en un regalo especial... Lo bueno de ver tele juntos no?


A ustedes ¿les regalaron algo especial durante el embarazo o luego de dar a luz?