Viajar sin hijos ¿si o no?



Que opinan sobre viajar sin hijos. Es TODO un tema ¿no?  Les cuento que por primera vez me voy de viaje sin Joaquin.  Nos vamos mi esposo y yo, y dejamos a nuestro gordito de 1 año y 10 meses por 6 días. Es la primera vez que yo me separaré de él. Su papá ha viajado sin nosotros por trabajo pero yo nunca me he separado de Joaquin.

Tengo que admitir que no la estoy pasando bien estos días previos… tengo un constante nudo en la garganta. Hoy cuando estaba manejando haciendo todos mis pendientes (típica de los días antes de viajar que no paras), no aguanté y lloré solita en mi carro. Es uno de los pocos lugares donde estoy sola, pienso mucho y puedo desahogarme, porque delante de Joaquin tengo que ser fuerte y mantener la compostura.  Ya se imaginan que con las hormonas del embarazo ando súper sensible, así que si este ya es un tema difícil para mi que soy una control freak y chicle con mi hijo… estando embarazada estoy hecha un moco.

Siempre fui de las que decía ni hablar lo dejo me lo llevo a todos lados, y siempre fue así. Joaquin desde los dos meses viajó en avión y tipo monito vino con nosotros a todas nuestras aventuras viajeras. Somos medios viajeros, para nosotros la mejor plata gastada es en un viaje que te deja recuerdos imborrables e inrobables. Porque lo material finalmente es banal y puede desaparecer.  Por eso siempre le digo a mi esposo que no me regale joyas ni cosas caras (que finalmente me estreso en que me las puedan robar) y que prefiero viajar. Se lo tomó en serio y nos vamos unos días previos a mi cumpleaños, regalo de santo.

Al enterarme que estaba embarazada de mi segunda bebé pensé es ahora o nunca porque después es más difícil dejar a dos, tendría que pasar mucho tiempo. Así que cambié mi chip de nunca lo voy a dejar, lo conversamos con mi esposo y decidimos darnos este segundo baby moon. Un tiempo para nosotros, la pareja, que siempre es necesario y viene bien. Un pequeño flashback de cuando éramos sólo dos locos enamorados sin ninguna obligación ni responsabilidad tan grande como la de ser padres. Rencontrarnos y recargarnos antes de la llegada de la segunda avalancha. Pronto llegará la pequeña y obviamente será una revolución al principio como lo es toda llegada de un bebé. Una mezcla de sentimientos, emociones, cambios, rutinas nuevas, un poco de todo.

Les comparto mi angustia previa al viaje, no se si les pasó o pasará. Lo que me dicen varias mamás que ya pasaron por esto es que al principio es difícil y probablemente lloras todo el camino al aeropuerto y en el avión. Pero que después pasa y sí llegas a disfrutar, sobre todo si lo dejas bien cuidado y con gente que sabes que le va a dar mucho amor y cariño. Felizmente cuento con mi mamá que se muda a mi casa, entonces Joaquin al menos se queda en su espacio y no cambia mucho su rutina, con la diferencia de que estará con su abuela por la cuál se muere y ella ni te digo! Estoy segura que el estará feliz y como siempre las que más sufrimos somos nosotras :) Pronto les paso tips y contaré las cosas que hice antes de irme por mi tranquilidad y la de Joaquin.

¿Quién ha viajado sin su bebé ya sea una escapada “romántica” o por trabajo? Si es que no, ¿lo harían?